Norma que debiera ser de obligado cumplimiento

Norma que debiera ser de obligado cumplimiento para todos
Para facilitar la organización de vehículos y saber a quienes hay que esperar en Mompía o en cualquier otro lugar de reunión de salida, se ruega muy encarecidamente enviar un mensaje bien al móvil, o bien al correo electrónico de Alberto o quien dirija la salida, indicando quiénes van a ir a la marcha, lo más tarde el viernes al mediodía, si es posible.

CALENDARIO DE MARCHAS 2014

CALENDARIO DE MARCHAS 2014

CALENDARIO DE MARCHAS 2014

CALENDARIO DE MARCHAS 2014

martes, 13 de marzo de 2012

El Pico San Carlos desde Fuente Dé: Recuperando "cadáveres"

¿Aquien se le puede ocurrir ascender al Pico San Carlos desde Fuente Dé sin utilizar el "paratu" para salvar los 800 metros de pared vertical que separan el fondo del circo con la estación superior?
 Creo que, a parte del grupo 2000 y Pico, contados con los dedos de la mano serán los que apuesten por disfrutar y sufrir a la vez al superar esta espectacular pared.
 Cada vez cuesta más encontrar montañeros que sepan  esforzarse y sufrir realizando aproximaciones largas para llegar a una cumbre, después de varias horas de esfuerzo continuado que hace que llegues al final con las fuerzas muy mermadas.
Pero precisamente, estas montañas que conquistamos con tanto esfuerzo, son las que más satisfacción nos suelen dar. Cuando te ha costado tanto llegar arriba, incluso cuando ha habido momentos que has pensado que lo mejor era darse la vuelta y dejarlo para otra ocasión, es cuando con mayor satisfacción y entusiasmo desciendes de esa cumbre. La ascensión te ha exigido un gran esfuerzo, pero has tenido el coraje y la fuerza interior para superar esos momentos de cansancio y debilidad.
 Y tengo la gran suerte de pertenecer a un grupo, donde a pesar de dominar las personas "entradas" ya en años, sus componentes no se amilanan facilmente ante las dificultades y con gran tesón y sacrificio consiguen llegar a la meta fijada, siendo un ejemplo para los más jóvenes que no están habituados a ver este tesón y este coraje. Es lo que ocurrió el sábado en la ascensión al Pico San Carlos.

Estos somos la docena que nos juntamos pasadas las nueve de la mañana en la estación inferior del teleférico. Era un día de recuperar "cadáveres". Algunos se incorporaban después de superar algunos meses de diversas enfermedades. Otros, simplemente que llevaban tiempo sin "aparecer", y otros convalecientes de alguna que otra gripe inoportuna.
La entrada de la Jenduda se la ve con nieve y los últimos que la han transitado no recomiendan ascender por ella, por lo que decidimos subir por el Hachero. Al final solo Javi se queda para subir en el teleférico que comienza a funcionar a partir de las diez. Luego le tocará armarse de paciencia para esperar nuestra llegada.
La cordillera con bastante nieve. al fondo a la izquierda Peña Prieta y a la derecha asoma el Coriscao.
Una paradita para reagruparse en los barracones mineros.
video

Por encima de nuestras cabezas tenemos la estación superior ¿por donde se sube esto?.
Tomas con la canal del Embudo y la entrada a la vega de Liordes al fondo.
Aquí vemos la esbelta mole de Peña Remoña. A la derecha se ve la llamada canal de la Celá, una espectacular alternativa a la canal de la Jenduda para acceder a la zona de la Padierna. A ver si este verano la volvemos a recorrer para que la pueda conocer más personal.
Llegamos a una zona expuesta con neveros, por lo que toca colocar los crampones para recorrerlos con seguridad, lo que hace que nos retrasemos considerablemente.
Lo hacemos con los altos de Salvorón de fondo.
video

Ultimo nevero antes de llegar a El Cable, con las instalaciones de Fuente Dé a nuestros pies. Son ya casi las doce, nos ha llevado casi tres horas superar la subida, una hora más de lo normal, pero los neveros nos han retrasado mucho. Toca pararse a recuperar fuerzas. Pero Maruja, después de tres meses en el dique seco, aún no está recuperada del todo y decide no continuar. Justo, que ha sufrido un ataque de "mochilitis" decide quedarse a acompañarla. El resto continuamos hacia el San Carlos afrontando la canal de San Luis. La nieve está en muy buen estado, pero por el fondo de la canal el sol nos calienta como si fuese a achicharrarnos
video


Finalmente llegamos a la entrada del Hoyo Oscuro, lugar donde se afrontan los últimos trescientos metros que nos subirán hasta la cumbre del Pico San Carlos, que tiene 2.390 metros. Como alguien ha subido antes que nosotros, no tenemos más que seguir la huella que nos han ido dejando.
Finalmente, hacia las dos y media pisamos la cumbre los primeros miembros de la expedición, disfrutando de unas magníficas vistas, desconocidas hasta ahora para la gran mayoría de nosotros.
El Tesorero y la inconfundible pared de Los Horcados Rojos.
La Tº del Hoyo Oscuro y por detrás de el, el Madejuno
La Tº del Friero
Wues disfrutando de la cumbre, que hacia más de un año que no lo hacia.
video

Y este soy yo, que aunque no lo parezca, llegué a la cumbre bastante "descojonao". La gripe que me atacó la semana pasada, ha dejado mi forma física un poco por los suelos.
La vista hacia El Cable, con la Tº de Altaiz en primer término.
Cuando iniciamos el descenso vemos aparecer a Dani seguido de Javichu y Julian que están recorriendo los últimos pasos para llegar a la cumbre.
video

video
Después de dar cuenta de nuestros bocatas y del postre de Maruja que nos ha subido Julian (¡como se echaba de menos!) iniciamos el descenso hacia el Cable, donde se entabla una dura lucha entre nuestros cansados cuerpos y nuestras mentes ante la tentación de aprovechar el teleférico para descender lo que nos queda y dejar de machacar hoy a nuestros castigados cuerpos. Finalmente se impone la "cordura" y el espíritu montañero de este grupo, e iniciamos el descenso con mucha precaución, sobre todo en los primeros neveros que son los más expuestos.
¡Madre mía, por donde hemos bajado!, parecen decir estos.
video


Y sin más digno de reseñar, pasadas las siete de la tarde llegamos a los coches, tras diez horas de dura actividad. Un día más, hemos superado el reto. Con mucho esfuerzo, pero precisamente, eso es lo que da más merito a lo realizado. Y el "remate" lo dimos en Unquera con unas buenas cervezas y unos exquisitos pastelitos. ¿La próxima?............, ¡el día 24 para todo el que no haya tenido suficiente!. UN ABRAZOTE